Donald Trump: “La OMS admitió que yo tenía razón, las cuarentenas están matando países en todo el mundo”

El presidente de los Estados Unidos, Donald Trump, se hizo eco de la declaración de la Organización Mundial de la Salud acerca de la necesidad de evitar que la imposición de cuarentenas estrictas se convierta en el método principal para controlar la pandemia de Covid-19. «Los confinamientos están matando países alrededor del mundo. » En concreto, Trump hacía referencia a las palabras de David Nabarro, el encargado de la OMS para el Covid-19 en Europa, quien esta mañana indicó que las medidas del estilo sólo hacen «que la gente pobre sea mucho más pobre».

Experto de la OMS pide que los gobiernos no usen la cuarentena como estrategia contra el Coronavirus

Nabarro citó como ejemplo ilustrativo la caída de la industria turística a nivel global, pero puso especial énfasis en los países del Caribe o el Pacífico que basan buena parte de sus economías en ella. Por eso, al igual que otras organizaciones internacionales, el experto alertó que la pobreza mundial podría duplicarse para el próximo año. La entidad espera que los países más afectados sean aquellos de ingresos medios en el sur de Asia y en África subsahariana. E indicó que muchos de ellos serán habitantes urbanos más educados, lo cual significa que las ciudades tendrán un aumento en el tipo de pobreza típicamente arraigada en las zonas rurales.

El presidente de la institución, David Malpass, indicó que este escenario ha detenido abruptamente años de progreso contra la pobreza extrema global. Se espera que junto al Caribe sufra «el peor impacto económico y en salud», con una caída del 7,9 por ciento del PIB. «No necesitamos elegir entre vidas y medios de subsistencia, o entre la salud y la economía. » Las palabras de Nabarro llegan en un momento en que varios países evalúan la imposición de nuevas restricciones ante la segunda ola de contagios, especialmente en Europa Occidental.

Lee también  El insólito festejo de cumpleaños del dictador Nicolás Maduro: quiso soplar las velas con tapabocas

El viernes pasado, el gobierno español declaró el estado de alarma en Madrid, lo que implicó el despliegue de fuerzas de seguridad que vigilen el cumplimiento de las restricciones a la movilidad impuestas en consecuencia. En Francia, en tanto, seis áreas urbanas están en alerta máxima ante el aumento de los casos de Covid-19. Un caso similar tuvo lugar en el Reino Unido, donde el primer ministro Boris Johnson presentó un nuevo sistema de restricciones contra el coronavirus y puso a la ciudad de Liverpool en la escala más elevada por el aumento de contagios registrados, lo que implica el cierre de todos los locales de ocio y gimnasios. Las medidas tienen lugar pocos días después de que más de dos mil médicos y epidemiólogos de todo el mundo emitieran una declaración en la que pidieron a las autoridades políticas evitar los confinamientos como respuesta ante la COVID-19.